Go to Top

GUÍA de CITOLOGÍA 4: Preparación de muestras líquidas

frotis

Como mencionamos anteriormente el procesado de las muestras varía en función de su naturaleza, y de esta forma las muestras líquidas las vamos a procesar de una manera diferente. Entre ellas contaremos con muestras obtenidas de quistes líquidos, cavidades corporales, y una patología muy frecuente en la clínica diaria que a menudo solemos confundir con un absceso o cuerpo extraño. Como es el sialocele.

En este medio el envejecimiento celular y la coagulación de la muestra se producen rápidamente , y la celeridad a la hora de procesarlas es un factor determinante. Así, la prioridad a la hora de manejar muestras líquidas es preservar la morfología celular para poder visualizar las células intactas y realizar un contaje adecuado..

De esta forma siempre que obtengamos una muestra líquida, siempre y cuando el volumen de muestra nos lo permita, deberíamos:

 

  • Realizar un frotis directo de la muestra y secar al aire.
  • Guardar una cantidad en EDTA, el cual sera vital para salvaguardar la morfología y evitar la coagulación (esta afectaría a esta última y al recuento celular) por lo menos 12-24 horas a no ser que el medio sea muy inestable. Destacar que debemos ajustar la cantidad introducida en tubo al volumen recomendado de éste, es decir, si el bote es de 1 ml debemos intentar aproximarnos a esta cantidad para evitar un posterior error analítico como puede ser la cuantificación de las proteínas.
  • Apartar una porción de la muestra en un bote estéril o con medio de cultivo si necesitamos enviar para microbiología.
  • REFRIGERAR lo más pronto posible todos los botes obtenidos, y si vamos a enviarlos a laboratorio externo adjuntar placas de hielo.

 

En resumen:    FROTIS + EDTA + RECIPIENTE ESTERIL + REFRIGERACIÓN

 

Si lo vamos a enviar fuera además de estos factores intentar utilizar mensajería urgente, y el frotis enviarlo fijado al aire pero sin teñir. El tiempo de espera es vital.

 

Realización del frotis:

Antes de ello, debemos valorar la concentración celular de la muestra parea decidir si lo realizamos directamente o empleamos centrifugación celular para concentrarlas. En general las suspensiones opacas y densas suele tener una concentración muy alta y podremos realizar el frotis directamente previa homogeneización de la muestra con movimiento suave.

En las suspensiones más claras deberemos centrifugar previamente para aumentar las posibilidades de obtener células neoplásicas a evaluar. Para ello centrifugamos a baja velocidad (1000 – 1500) durante 5-8 minutos y realizamos el frotis a partir de una gota del sedimento. Recordad que este sedimento NUNCA debe ser usado para recuento celular.

 

Para realizar el frotis podemos utilizar las técnicas explicadas anteriormente como las “aplastada” y “frotis sanguíneo”. Yo suelo usar ésta última, a no ser que la muestra sea muy viscosa.

 

 

 

, ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *